El enécimo cigarro frente a la hoja en blanco.

El quinto toque de la semana y sin proyecto de escritura.

Medio ácido el fin de semana y nada…

…una roca no se convertía en escultura.

Una botalla helada, dos diás de resaca.

La bacanal apoteótica, las risas y las sombras,

y no hay papel, y no hay cámara.

¡Y qué!

… El primer toque de la mañana augura un día de calma.

Anuncios