Dicen que el dios gato,

Se asoma entre las nubes del cielo nocturno,

Dicen que llora por la luz de luna,

Por las mañanas pasea detrás de tu oreja, te aturde su maullar,

Sus garras revientan tu corazón callado,

Tus ganas de gritar que amas, alimentan el fulgor de sus ojos.

Dicen que el dios gato busca a la luna

Recorre los caminos que decidiste dejar atrás,

A lo lejos escucha tus ansias de recuerdos, de silencios,

Presuroso se agazapa ante ellos.

Cuando regresa a ti,

Trae a su luna consigo

Sientes como abrazan tu desesperada amargura,

Aquello que no dijiste y dejaste ir tras el sol,

Se escucha en las plegarias del gato y su luna,

Revisas sus huellas, tal vez fue el sueño.

Dicen que el dios gato,

Oculto entre las nubes

Contempla la soledad de las miradas

Y la tristeza de aquel corazón vacío.

Anuncios